domingo, 19 de septiembre de 2010

Bordes.

Yo hablo de caminos
Tú hablas de destino
Ambos bordes desconocidos
Ambas almas sin sentido.

Y descubres el infinito,
Ese paso al andar que pasa desapercibido
Ese destino singular que no demarca lo vivido
Una historia con bordes afilados y descritos
Que no descubren verdades
Que no delatan mentiras ancestrales.

Mientras yo sostengo tu foto incierta y vivo,
Un recuerdo tatuado en sonrisas sin olvido
Un instante inmaculado con suspiros,
No remedian ningún espacio comedido.

Y los bordes se despliegan, para tratar de probar lo que en el otro lado se encuentra.
Bordes brillantes, bordes que esperan,
Bordes que intentan sobrevivir una vida entera.
Aquellos estados, aquellas razones,
Aquellos momentos a lo que no estábamos atentos, crearon un borde de desaciertos.

Desaciertos esos, que nos hacen reales,
Personas vivas, personas audaces,
Cometiendo errores, caminando constantes
Solo hablamos de caminos, solo somos lo que vivimos
Solo creímos en los bordes, solos creamos el destino.
Solo tú creas, solo yo existo,
Cuando yo respiro, solo tú iluminas el camino
Y los bordes forman parte del olvido.


19-09-10

2 comentarios:

César Antonio dijo...

Siempre estamos al borde.

Gabriela Parra dijo...

Si señor César, estamos al borde de la locura.

Saludos!