sábado, 6 de febrero de 2010

Muerte Excusada.

Exasperada, distraída, frustrada y sin salida.
Una puerta cerrada, un cuerpo arrodillado
Ahogado en lagrimas de no sé cuándo.

Un niño llora por no sentir a su padre a su lado
-RAZÓN SIN DEMORAS- Y muere excusado.

Tristeza doblegada encerrada en un medallón
Color escarlata – QUEMA- rebota y explota.

Un relicario de oro robado que abre únicamente cuando es necesario.
Envenena, intoxica absorbe más que una vida. Y muere excusado.

Un reloj, un tic tac constante que ataca por ser insoportable
-PASO DE LA VIDA- recuerdo de lo vivido exasperadamente distraído.

Sonido envolvente que no añora el presente,
El pum pum constante de una vida agitándose,
Un corazón sobreviviendo al desgaste.

Consciencia cegadora que no nos hace mejor persona
Mientras nos envía a la caída inminente.

Razón de ser que no cree en el presente, líneas divididas
Explosiones constantes, respirar forzado que nos ahoga al instante.

Una mirada existe, una palabra ayuda,
Aun cuando el silencio es la mejor opción para doblegar la negación.

-EN ESPERA QUE TODO DESAPAREZCA- y escribo.

Resueno, redoblo, tic tac, pum pum, vivo…cuando respiro, y escribo.
Para morir excusado a un lado del acantilado y sin sentirlo.

05-02-10

4 comentarios:

César Antonio dijo...

Es cierto. A veces una palabra bondadosa es suficiente para salir del hueco de las tristezas.

Gabriela Parra dijo...

En efecto señor César, a veces hasta una mirada bondadosa ayuda.

Gracias por su visita! Saludos Venezolanos jeje =)

José Arroyo dijo...

Tic tac, pum pum, este corazón nostálgico quiere escribirte una mirada bondadosa.

Escribe. Tus escritos reconfortan.

Respira. Tus latidos acompañan.

Existe. Tu presencia inspira.

Saludos =).

Gabriela Parra dijo...

Señor José! un placer leerle!.

Gracias por su mirada bondadodsa y por el animo impartido en cada una de sus letras!.
Seguire escribiendo,seguire respirando para acompañarle, seguire existiendo porque lo necesito.

Saludos y gracias de nuevo!